Mis Viajes - Parras de la Fuente, Coahuila

Debido a que una de mis maestras de japonés esta a días de regresar a Japón, definitivamente. Unos compañeros de mi clase y yo decidimos organizar un pequeño viaje a Parras de la Fuente, un pequeño pueblo mágico en el estado de Coahuila. Conocido por la famosa Casa Madero, una casa dedicada a la producción de vino.

Salimos la mañana del sábado 28 de junio de 2014, para estar regresando el siguiente día domingo 29 de junio de 2014.

Me quede de ver con mis maestras y amigos en la caseta de la autopista Monterrey a Saltillo alrededor de las 9:40 am y de ahí iniciamos nuestro recorrido hacia Parras.

Al rededor de 2 horas y media después, llegamos a la bifurcación donde dimos vuelta a la izquierda en un gran letrero que indica que hacia esa dirección se encontraba nuestro destino. 




De ahí decidimos ir directamente a hacer check in en el hotel después de que previamente nos habían confirmado que podríamos llegar antes de tiempo. 

El hotel, llamado Rancho Viejo, resulto ser un lugar muy bonito y lleno de "vida" animal, era una especie de Safari pero con animales de plástico tanto reales como místicos, habían Cabañas grandes y pequeñas, así como albercas para grandes y chicos. Cabe aclarar que el calor de ese día estaba horrible, por lo que al llegar tuvimos que ejercer gran fuerza en voluntad para irnos a aventar a la alberca para e refrescarnos.

Nuestra habitación, mejor dicho, cabaña, fue una de las primeras al entrar al hotel/balneario y era una cabaña de apariencia muy rústica que resulto ser genial por dentro, era prácticamente una casa, al menos tenia todo lo necesario.



Después de aventar todas nuestras cosas a nuestros respectivos cuartos y camas, nos decidimos a ir a visitar la Casa Madero una de las casas productoras de vino más antiguas según lo que nos comentaron luego en el recorrido del lugar.

Yo recuerdo hace muchos años, cerca de 10 o tal vez más, haber visitado la ciudad de Parras de la Fuente antes, pero esta vez sería la primera vez que lo visitaría ya como mayor de edad. No me considero gran fanática del vino, una que otra experiencia abusando de el hizo que le tuviera respeto y cierta aversión al presentarse la oportunidad de tomarlo, pero también es una costumbre que constantemente se me ha presentado la oportunidad de tomarlo, así que considere esta oportunidad como una forma de aprender algo acerca de vinos y sus sabores.

Junto con nosotros (los maestros y mis amigos) nos acompañaron los papas de mi amiga Natalia,
quienes muy amablemente nos guiaron dentro de la ciudad, porque la ubicación no es mi mayor
fortaleza! Y de esa manera, todos juntos nos fuimos a la Casa Madero.

Dentro, era justo como lo recordaba... Lleno de parras (planta donde nace la uva para el vino) y grandes contenedores de vino, tanto vacíos como llenos! Dentro del recorrido nos explicaron como se lleva a cabo el proceso de hacer vino desde su cosecha hasta el embotellamiento del mismo.

A continuación, comparto algunas fotos de las que tomamos durante el recorrido.


Otra cosa por la que Parras de la Fuente es un pueblo famoso, son las fábricas de mezclilla. Uno de los recuerdos más fuertes que tengo de Parras no es de los vinos, sino de la ropa de mezclilla que llevamamos a la casa cada vez que llegamos a venir de visita. Recuerdo muy bien que los pantalones me duraban mucho... Yo realmente no soy muy fanática de ir de compras, por lo que la ropa que tengo la uso hasta que ya no la puedo usar más.

Pero esta vez que fuimos a visitar las tiendas, al menos yo no encontré algo que me llamara mucho la atención... Principalmente por el hecho de que de entrada no tenia pensado probarme ningún tipo de ropa...

Algo que notamos, al menos en las épocas de calor en las que fuimos fue que los lugares con aire acondicionado eran limitados, por lo que un Starbucks o algo similar no sería una mala idea de negocio en un pueblo como Parras. Finalmente, después de dar unas cuantas vueltas por el pueblo encontramos un cafecito donde nos refugiamos con un delicioso y muy merecido frappe!


Ese mismo día en la noche, decidimos meternos a la alberca! Pero como ya era un poco tarde ya no estaban habilitadas todas las albercas y sólo nos quedamos en la de toboganes, que, como quiera fue bastante divertida!


Después de la alberca, cenamos todos juntos, tomamos y jugamos un poco, antes de irnos todos a dormir... El siguiente día yo tenia la completa intención de meterme a la alberca pero al final decidimos mejor ir a conocer otras curiosidades que tenia el pueblo.

Visitamos la Iglesia del Santo Madero, una iglesia que se encuentra ubicada en la parte mas alta de una pequeña montaña, para llegar a ella tuvimos que caminar por un camino inclinado hacia arriba y con un calor bien feo!! Pero al final, todos logramos llegar a la cima y nos tomamos muchas fotos, apreciamos la vista del pueblo, etc.
 


Una vez que volvimos a bajar, fuimos a un hotel que también es una casa donde se producen vinos, y se llama Antigua Hacienda el Perote, aquí aprovechamos para comprar vino y jerez; también para caminar por los alrededores donde nos habían comentado que hay una cueva con murciélagos... pero cuando llegamos nos dimos cuenta que éstos no saldrían de día, así que mejor nos regresamos a nuestro hotel porque queríamos ver el juego de México en el mundial.

  
 

Al final, regresamos al hotel para ver el juego Mexico vs. Croacia, que al final resulto ser una gran decepción... porque aun y cuando México jugó muy bien al final terminó perdiendo contra los croatas dejando al equipo atorado como siempre en los cuartos de finales... Se que rondando por ahí en mi facebook, hay una foto de mis amigos y yo sufriendo con el ultimo penal... que, según muchos #nofuepenal, que hiciera que México perdiera 3-1... súper triste. Aún y cuando no soy nada fan del futbol, al final si soy mexicana y si me gustaría que diera un mejor desempeño en los mundiales, pero al final creo que mis esperanzas fueron demasiadas..

En resumen, nuestro pequeño viaje fue muy divertido! Y fue una linda despedida de México para Jun-Sensei que regresaría a Japón a finales de Julio 2014.

Me gustaría poder volver a hacer este tipo de viajes, con mis amigos.. aunque sean pequeños, siento que son geniales!!

Espero poder hacer otra entrada pronto...
Saludos,

Ale

Comments

Popular posts from this blog

Mi Discurso: 完璧なプレセント (El regalo perfecto)

Celebrations